¿De quién es el agua?

Martes 4 de febrero de 2014

Autor: Rodolfo Cortés Calderón

Editorial y canal: Grito de los excluidos

Tipo de documento: Artículo

Idioma: Español

Tema: Medio ambiente

Palabras clave: Agua, defensa de los territorios, empresas transnacionales, extractivismo, neoliberalismo y reforma agraria.

Países y regiones: Honduras

Con el aparecimiento en la década de 1930 del término neoliberalismo, que enfatiza entre sus principales ideas la prioridad del sistema de precios, el libre emprendimiento, un estado fuerte e imparcial y la libre empresa, que tuvo a Europa como su asiento y que fue impulsada por el bipartidismo en Honduras a partir de 1990 por los “Chicago boys” y sus súbditos a nivel nacional—teniendo a la cabeza primero a Rafael Leonardo Callejas Romero con sus “medidas de ajuste y estabilización” y posteriormente a Carlos Roberto Flores Facussé, sin obviar a Ricardo Maduro Joest, el golpista Micheletti y Porfirio Lobo Sosa—gobiernos que se encargaron de entregar el país a empresas transnacionales con leyes a favor de la explotación extractiva de las riquezas naturales y las empresas estatales para abastecer el mercado consumista y derrochador capitalista que se ha convertido en uno de los peores cánceres de los bienes naturales y de los pueblos.

No podemos olvidar que Callejas empezó a entregar a terratenientes las tierras destinadas a reforma agraria con la implementación de la Ley de Modernización Agrícola y Flores Facussé aprobó en una noche oscura y tenebrosa la Ley de Minería mientras el pueblo sufría los embates del Mitch. Fueron Lobo Sosa y Hernández Alvarado los mayores exponentes del neoliberalismo que hicieron desastres con la entrega del territorio a empresas transnacionales petroleras, hídricas, mineras y zedes.

Sin embargo, son las comunidades organizadas en torno a organizaciones beligerantes como OFRANEH, COPINH, COPA, MUCA, ETNIA TOLUPÁN, Movimiento Ambientalista de Santa Bárbara, MAS, y otras que han dado la cara y corrido el riesgo en defensa de sus territorios y los bienes naturales propiedad del Estado y del pueblo hondureño. A esto se ha sumado el esfuerzo patriótico de algunas instituciones como CEPRODEC y algunas parroquias de la iglesia católica y la iglesia Luterana.

Nos agradó conocer hace algunas semanas la noticia de que la CAO y el Banco Mundial, BM han desistido de continuar financiando la construcción de la represa Agua Zarca, promovida por DESA y SINOHYDRO. Nos alegramos por el COPINH y las comunidades del norte de Intibucá y sur de Santa Bárbara. Nos satisface saber que hay mujeres valientes y comprometidas en esta lucha como su lideresa BERTA ISABEL CÁCERES FLORES.

A un líder indígena en cierta ocasión le hicieron la pregunta que encabeza este artículo y él contestó con absoluta convicción: “El agua es de los árboles”. Una gran verdad ya que ellos constituidos en bosques cuidan los reservorios, los manantiales y los ríos mientras la raza humana “mercantilizada, civilizada, occidental y cristiana” es la más destructiva. Además los árboles purifican el aire y son la fuente de alimentación y de vida de todos los seres vivientes. Nosotros agregaríamos, el agua también pertenece a las comunidades humanas que la cuidan y protegen, principalmente las culturas indígenas del mundo que verdaderamente aman esta obra de la naturaleza y de Dios.

Los bienes naturales y culturales jamás deben ser propiedad privada y exclusiva de los empresarios, pertenecen a los pueblos autóctonos y a la humanidad.

Ver en línea : ¿De quién es el agua?

Tejiendo Redes.
C/ Hermanos García Noblejas, 41, 8º. 28037 - MADRID.
Tlf: 91 4084112 Fax: 91 408 70 47. Email: comunicacion@fidc.gloobal.net

SPIP |