México: El cementerio de los migrantes ’sin dueño’

Lunes 16 de diciembre de 2013

Autor: Confidencial.com.ni

Editorial y canal: Asociación Latinoamericana de Educación Radiofónica (ALER)

Tipo de documento: Noticia

Idioma: Español

Tema: Migraciones

Palabras clave: Fosas comunes y migrantes.

Países y regiones: México

En el cementerio municipal de Arriaga, Chiapas, hay un lugar al fondo apartado y atestado de monte donde sepultan los cuerpos de los migrantes "sin dueños". El lugar hizo llorar este domingo a las madres centroamericanas que desde el dos de diciembre realizan un recorrido por 15 estados de la república mexicana, buscando a sus hijos desaparecidos cuando intentaban llegar a Estados Unidos. No hay una cruz. Ni bóveda. Tampoco hubo ataúd al momento del entierro. Son fosas que se abren cada vez que hay un "cadáver de nadie", recogido por los municipales en las vías del tren o en el hospital. Nadie se percataría de que en este lugar han sepultado cadáver alguno a no ser porque el encargado del cementerio, Hugo Vásquez, así lo certifica.

"Este año hemos enterrado a 10 cadáveres desconocidos", dice Vásquez, un anciano encargado de abrir y cerrar las puertas del cementerio y de llevar el listado de los muertos sin dueños.

"Están enterrados como perros no tienen ni una cruz, no sé qué es lo que hacen los cónsules por nuestros hermanos centroamericanos", dijo llorando Rosa Nelly Santos, una madre hondureña, después de observar el lugar donde los migrantes centroamericanos son sepultados.

Santos se refiere a los cónsules de El Salvador y Guatemala asignados en Tapachula, Chiapas, porque Honduras y Nicaragua no tienen un cónsul asignado en este estado convertido en el principal puerto de entrada de migrantes centroamericanos a México.

Nelson Centeno, perteneciente al grupo Beta, encargados de protección al migrante en Arriaga, dijo a Confidencial que cuando un nicaragüense "tiene problemas" avisan al consulado de Nicaragua en el Distrito Federal.

La Casa Hogar de la Misericordia –donde los centroamericanos, comen, se bañan, visten y descansan– contabiliza que hay 70 cadáveres de migrantes enterrados en el sitio, según su director Carlos Bartolo.

"Tres migrantes se han caído del tren en los últimos meses", dice Bartolo. Nada pudieron hacer los médicos del hospital de Arriaga por esos tres. Luego explica que el equipo de forense que trabajó en la identificación de cuerpos de la dictadura argentina tomará las muestras de los desconocidos para crear la base de datos de ADN y luego cruzarlos con las madres que buscan a sus vástagos desaparecidos.

Centeno cuenta que también han enterrado piernas enteras mutiladas. "Hace como dos meses se cayó un migrante y el tren le amputó las dos piernas. Lo llevamos al hospital pero las piernas la sepultamos aquí. Él murió pero se lo llevaron para Guatemala porque era guatemalteco", dice señalando el predio montoso.

Carmen Cuarezma, que busca a su hijo Álvaro Guadamuz, desparecido en 2010, fue una de las madres nicaragüenses que lloró este domingo en el cementerio. Las madres colocaron ramos de flores blancas en el monte encima de las fosas de los desnococidos.

"Me niego a aceptar que mi hijo esté aquí, pero si está aquí que Dios me le permita descansar en paz", repetía Cuarezma, una nicaragüense originaria de Tipitapa, que habita en Costa Rica desde hace 12 años.

Este domingo, las 40 madres centroamericanas marcharon bajo un sol infernal en las vías del tren en Arriaga, exigiendo buen trato para los migrantes en México. Ellas hablan de que sus hijos son secuestrados, violados, extorsionados y asesinados. En coro iban cantando una canción que en su estrofa final decía: "Una madre no se cansa de esperar, una madre no se cansa de esperar..."

Ver en línea : México: El cementerio de los migrantes ’sin dueño’

Tejiendo Redes.
C/ Hermanos García Noblejas, 41, 8º. 28037 - MADRID.
Tlf: 91 4084112 Fax: 91 408 70 47. Email: comunicacion@fidc.gloobal.net

SPIP |